Ser Masón

Ser Masón

¿Cómo llegar a ser Francmasón en el seno de la R.·. Logia Altuna Nº. 52?

Una persona puede interesarse por la Francmasonería porque un amigo o una amiga le haya hablado de ella, o bien como resultado de lecturas o de una búsqueda personal.

Si usted conoce la R.·. Logia Altuna Nº. 52 gracias a una amistad, ella le puede guiar en los pasos necesarios para ser candidato e ingresar en la Logia y también acompañarle en las diferentes etapas de esta candidatura. Si usted no conoce a nadie, eso no es un problema. Escriba a la Secretaría de la Logia exponiendo su deseo de ingresar y por qué quiere ser Francmasón. Así mismo, es necesario que nos envíe una pequeña biografía personal, exponiendo de manera general su trabajo, aficiones, intereses, aspiraciones personales, etc. Si lo desea, también puede rellenar el formulario de Solicitud de Ingreso.

Recibirá una respuesta lo más rápidamente posible, indicándole si su candidatura es aceptada y los siguientes pasos a seguir.

¿Cuál es la primera etapa de una candidatura?

Los miembros de la Logia Altuna Nº. 52 analizarán los datos que usted aporte. Si aprueban que se dé inicio al proceso de afiliación, el presidente de la Logia (llamado Venerable Maestro) nombrará a tres Maestros para que se pongan en contacto con usted y mantengan unas entrevistas. Se trata de conversaciones que suelen durar entre una y dos horas aproximadamente. La finalidad de estos encuentros previos es conocer su personalidad, sus ideas y sus aspiraciones, pero también responder a las preguntas que usted pueda formular sobre la masonería en general y nuestra Logia en particular. En ningún caso se trata de interrogatorios: toda conversación es un intercambio de información y, a través de estos contactos, usted podrá hacerse una primera idea del grupo al que desea unirse.

¿Cómo es la admisión?

Los hermanos y hermanas de la Logia votarán posteriormente la coveniencia o no de admitirle entre ellos. Si el resultado de esa votación fuese negativo, le será comunicado inmediatamente, igual que si se considerase necesaria alguna otra entrevista para aclarar posibles dudas. Si la votación arroja un resultado positivo, empieza otra etapa. La admisión en la Francmasonería no es una simple formalidad administrativa: al contrario, se lleva a cabo mediante un ritual que tiene, desde hace siglos, la forma de una Iniciación. Se trata de una ceremonia en el curso de la cual el candidato es llevado, simbólicamente, de las Tinieblas a la Luz. No diremos nada más, ya que lo vivido en esas horas son los primeros pasos del camino en la Francmasonería.

¿Y después?

Después de la Iniciación, si todo sucede como es debido, será el comienzo de una larga historia…

Solicitud de Ingreso

No se admiten más comentarios